Santiago Alonso Cordero, el “Maragato Cordero”

Retrato del Maragato Cordero por Antonio María Esquivel 1842

Santiago Alonso Cordero (1793-1865), paradigma del maragato próspero. Impulsor del abastecimiento de agua a Madrid, a través del Canal de Isabel II, y de la siderurgia pionera de Sabero, fue un personaje galdosiano en la corte madrileña.

La audacia y valentía de Cordero, unidas a su perfecto conocimiento del terreno, habían convertido la provincia de León y sus alrededores en coto vedado para los invasores franceses. Nacido el año 1793 en Santiagomillas, población cercana a Astorga, Santiago Alonso Cordero ejerció de arriero, duro oficio del transportista que trajina con bestias de carga. Hombre osado y decidido, contaba con gran predicamento entre sus paisanos, por lo que no le resultó difícil reunir en torno suyo un grupo de guerrilleros con los que hostigar a las fuerzas napoleónicas. Si bien se trataba de una partida reducida, Cordero buscaba ocasiones favorables, no dudando en atacar a fuerzas muy superiores cuando la situación se presentaba propicia. En Villar de Frades, un día como hoy del año 1811, los hombres de Cordero sorprendieron a una unidad francesa de abastecimiento que se dirigía hacía la ciudad de Tordesillas. Aunque pudieron contar más de cien fusiles y fuerzas de caballería en el bando enemigo, a todas luces más y mejor pertrechado que ellos, los guerrilleros tendieron una sutil celada a los desprevenidos gabachos cayendo por sorpresa sobre la columna causándoles numerosas bajas, poniendo en fuga al resto y apoderándose de una considerable cantidad de bagajes y armamento. Finalizada la contienda, Cordero regresó a su pueblo donde continuó con su negocio de arriería. Sin embargo, su vivida experiencia al mando de hombres y sus profundas convicciones liberales le empujaron al mundo de la política. En 1820, con el restablecimiento de las libertades constitucionales durante el llamado trienio liberal, Alonso Cordero desempeñó el cargo de jefe de las milicias ciudadanas, un cuerpo armado dependiente del poder legislativo del Estado y de las instituciones locales, encargado del mantenimiento del orden público y de velar por el cumplimiento de los logros revolucionarios. A la muerte de Fernando VII, su oposición al nombramiento como Regente de la Reina viuda, María Cristina de Borbón Dos Sicilias, le llevó a unirse a las filas del Partido Progresista, siendo electo Diputado a Cortes por la circunscripción de León. Una vez en la capital, Cordero se convirtió en un personaje sumamente popular. Por una parte, tenía la costumbre de usar habitualmente el típico atuendo maragato, lo que llamaba la atención de sus conciudadanos cuando se lo cruzaban luciendo aspecto tan pintoresco; y, por otro, por ser poseedor de una de las mayores haciendas del Madrid del diecinueve. Sus negocios como transportista le habían permitido amasar un importante capital, y aunque por los mentideros de la Villa y Corte corrió la noticia de que aquella riqueza la consiguió al acertar el premio mayor en el sorteo de la lotería de navidad, hecho desmentido por las autoridades, la verdad, siempre más prosaica, es que Cordero multiplicó su fortuna –nihil novum sub sole-gracias a la especulación urbanística. Durante el gobierno del General Narváez, Cordero se vio implicado en una rocambolesca conspiración, y la calificamos de esta manera porque estuvo organizada por las propias autoridades para así descubrir a los componentes de las juntas opositoras. Tras ser descubiertos, Cordero hubo de abandonar Madrid apresuradamente y, pocas fechas más tarde, se le condenó a muerte en el consejo de guerra al que se sometió a los confabulados. La amnistía de 1847 posibilitó su regreso a España. Reintegrado a sus labores políticas, sería nombrado Vicepresidente de la Diputación de Madrid. Falleció desempeñando este cargo tras contagiarse de peste bubónica durante la epidemia que asoló la capital de España en 1865.

El Maragato Cordero por Benito Pérez Galdós:

Benito Pérez Galdós, en la novela Los ayacuchos perteneciente a los Episodios Nacionales, describe así a Santiago Alonso Cordero y su proyecto: “…no abandona por nada del mundo la etiqueta popular de sus bragas de maragato. Es un hombre risueño y frescote, con cara de obispo, de maneras algo encogidas, en armonía con el traje castizo de su tierra, de hablar concreto, ceñido a los asuntos. Se enriqueció, como usted sabe, en el acarreo de suministros, y hoy es uno de los primeros capitalistas de Madrid. Ha comprado el solar de San Felipe, inmenso ejido polvoroso, para construir en él una casa que allá se irá con El Escorial en grandeza, y será la octava maravilla de la Corte. Da pena ver las tristes ruinas, el despedazado claustro, los escombros del mentidero y las covachas. Ha dicho hoy Cordero en la mesa que propondrá al Ayuntamiento el derribo total de la Puerta del Sol, para hacerla de nuevo con mayores anchuras, a fin de dar cabimiento al paso de tantísimo coche como ahora rueda por estas calles”.

Anécdotas del Maragato Cordero:

La conocida casa cordero en pleno centro de Madrid perteneció a Santiago Alonso, mansión que construyó después de adquirir el solar más importante del Madrid de entonces (17 millones de pesetas alcanzó el la subasta). Hasta no hace mucho se decía que el primer premio en la lotería de Navidad había sido el origen de su fortuna, y gracias al cual había podido adquirir el solar situado en la puerta del Sol  madrileña. Incluso se comentaba que el Tesoro tuvo que abonar el premio al maragato Cordero a plazos, pues la cantidad era inmensa. Hoy en día se descarta esa hipótesis pues no aparece su nombre entre los premiados de esos años.

Palacio neoclásico del Maragato Cordero en Santiagomillas

A mediados del siglo XIX la reina Isabel II viajó a La Coruña. Decidió hacer noche en la casa del llamado Maragato Cordero, uno de los personajes más curiosos e importantes de la época, arriero de oficio y muy rico (contrató el transporte a lomos de mula y en carretas de los tubos de hierro del canal madrileño –luego Isabel II–, que los fabricantes ingleses desembarcaban en La Coruña).

Ante el aviso de la regia visita, Santiago Alonso Cordero anunció que alfombraría con monedas de oro el inmenso patio de su palacio. Le advirtieron de la inconveniencia de tal delicadeza: si las colocaba de cara, la reina habría de pisar el propio rostro; si de cruz, hollaría el escudo de España. “Cierto es –replicó el Maragato–: colocaré las monedas de canto para que no ocurra tal cosa”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Arrieros maragatos, Personajes maragatos y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a Santiago Alonso Cordero, el “Maragato Cordero”

  1. Precioso, no conocia nada de esto.Enhorabuena

  2. R.Chao dijo:

    Je, je; conocía la historia de las monedas, porque me la contó mi suegro, pero no sabía nada de su faceta política. Muy buen post: enhorabuena.

  3. Ana dijo:

    Es apasionante, mi padre y mis tios desde pequeña me han contado parte de esta historia, son descendientes, me gustaría tener datos de sus descendencia

    • julia alonso dijo:

      yo tambien soy descendiente de alonso cordero

      • Santiago dijo:

        Mi abuelo, maragato y familiar directo de cordero, siempre me hablo de el con cierta nostalgia. Ademas, comentaba que mando luchar a un ejercito contra isabel II porque ella no acepto pagarle el mayor coste que supuso el transporte para la construccion del canal de isabel II.

  4. Pingback: Santiago Millas, parada y fonda | Blog del tamboritero maragato

  5. Ricardo dijo:

    Hola Soy nieto de Francisco Cordero, nacido en Villafranca del Bierzo, bisnieto de Martín Cordero, nacido en Quintanilla de Somoza, y tartaranieto de Antonio Cordero, según me informaron, eran Maragatos, y estos pueblos se encuentran cerca de Santiago millas ,donde nació SANTIAGO ALONSO CORDERO,por lo que podría ser descendiente, vivo en Argentina y tengo 61 años

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s